Definición de rebaño

Existen varios significados para la palabra Rebaño los podrás ver todos a continuación.

Acepciones de Rebaño

Categoría gramatical: sustantivo masculino
Categorías gramaticales de rebaño explicadas

  1. Conjunto de animales mamíferos domesticados, principalmente de ovejas o vacunos
  2. Conjunto grande de ganado, en especial del lanar. congregación de los fieles respecto de sus pastores espirituales. conjunto de ganado en especial el lanar

Ejemplos con la palabra Rebaño

Era el rebaño del tío que se aproximaba.
De noche no tengo que lidiar con el rebaño, ven y oirás la odita.
Los quejidos del rebaño llamaban finalmente la atención del maestro.
Soy pastor del católico rebaño, no lobo que aterra a las ovejas con su fiereza.
Ver ejemplos de oraciones con la palabra rebaño

Acepciones de Rebaño como conjugación de rebañar

Categoría gramatical: verbo transitivo, 1ª persona singular del presente de indicativo de rebañar
Categorías gramaticales y tiempos verbales de rebaño explicados

  1. Recoger y comer los últimos restos de comida que quedan en un plato o recipiente
  2. Apoderechorse de algo sin dejar nada.
  3. Recoger una cosa sin dejar nada de ella. apurar los residuos de comida [de un plato]. recoger los restos de comida de un recipiente

Errores ortográficos comunes para rebaño

Palabras que derivan de rebaño


Rebaños, Rebañito, Rebañitos

Palabras que derivan de rebaño


Algunos refranes con rebaño

A cordero extraño no agasajes en tu rebaño

A cordero extraño, no metas en tu rebaño

Avispas en septiembre, asustan al rebaño y al pastor

Carnero que se mete en rebaño ajeno, vuelve al suyo trasquilado

Como marzo vuelva el rabo, no queda pastor ni rebaño

Ver más refranes sobre rebaño

Poemas con la palabra rebaño

voz

-- de Jaime Torres Bodet --

Tú me llamaste al íntimo rebaño
única voz que manda cuando implora
mientras la burla despreciaba el daño
y florecía, en el cardal, la aurora.
Era la intacta juventud del año.
Principiaban el mes, el día, la hora...
Y el corazón, intrépido y huraño,
te oía sin creerte, como ahora.
Ay, porque desde entonces ya disperso
sobre la vanidad del universo,
a cada paso, infiel, te abandonaba
y con cada promesa te mentía
y con cada recuerdo te olvidaba
¡y con cada victoria te perdía!

la casa solariega

-- de Javier del Granado --

Mordiendo la granítica quebrada
se yergue la casona solariega,
alba de sol, con la pupila ciega,
y su techumbre de ala ensangrentada.

Con rumores de espuma la cascada
sus vetustas murallas enjalbega,
y en luminoso tornasol despliega
su cola el pavo real de la cañada.

Su arquitectura colonial evoca
la altiva estampa de un hidalgo huraño,
que vivió preso en su cabeza loca.

Un gran danés en el portal bravea,
y se desborda el mugidor rebaño,
atropellando la silente aldea.



Poetisa del día

Poeta del día

© Todos los derechos reservados Buscapalabra.com

Ariiba