Ejemplos con picazón

Muchas veces la mejor manera de entender el significado de una palabra, es leer textos donde aparece dicha palabra. Por ese motivo te ofrecemos innumerables ejemplos extraidos de textos españoles seleccionados.

El picadura deja una pápula enrojecida que puede permanecer asintomática por varias horas, antes del comienzo de la picazón.
Algunos efectos no deseados como la picazón repentina, dificultad para respirar y convulsiones, entre otras, pueden ser graves y deben ser consultados con un profesional de la salud especializado.
Se administra en forma de cremas, ungüentos, aerosol, loción o gel para el alivio de la picazón, enrojecimiento, sequedad, la formación de costras, despellejamiento, inflamación y el malestar provocados por diversas afecciones a la piel como en casos de eczema.
La percepción del cuidador de otra persona podía causar una sensación física parecida a la picazón de una mano o la nariz, como una premonición de una aparición.
Dermatitis liquenificada - pápulas hiperpigmentadas con placas, edema, picazón, linfadenopatía y infecciones bacterianas secundarias,.
En sus primeras fructificaciones, contiene tanto ácido oxálico que es tóxico, causando inmediato dolor y ampollamiento, irritación, picazón, pérdida de la voz.
Las reacciones alérgicas a ciertos medicamentos como las tioamidas y el ácido aminosalicílico, tienden a cursar con rash, picazón y otros síntomas.
Debes sentir en ellas una picazón de mil demonios, algo así como si te hubiesen metido avispas bajo los vendajes.
Sentía en el lagar de sus heridas una fuerte picazón, una rigidez que ponía tirante su carne.
La contusión de la sien le hizo recordar de pronto con una picazón dolorosa su propósito de consultarle.
De pronto, percibían en sus cabezas un torbellino glacial, inesperado, que cosquilleaba las narices con la picazón del estornudo y parecía querer arrebatarles las gorras.
Se estremecieron sus poderosos brazos, sintió una cruel picazón en las manos.
De lo más hondo de su naturaleza salía un bramido que le pedía ¡carne, carne, carne! Era una voz, un prurito irresistible, una imperiosa necesidad orgánica, como la que sienten los borrachos cuando están privados del fuego y de la picazón del alcohol.
violencia, esparciendo por todo su cuerpo una picazón cáustica.

© Todos los derechos reservados Buscapalabra.com

Ariiba