Definición de emociona

Existen varios significados para la palabra Emociona los podrás ver todos a continuación.

Acepciones de Emociona como conjugación de emocionar

Categoría gramatical: verbo transitivo, verbo pronominal, 3ª persona singular del presente de indicativo de emocionar, verbo transitivo, verbo pronominal, imperativo singular de emocionar
Categorías gramaticales y tiempos verbales de emociona explicados

  1. Conmover a alguien, causarle emoción.
  2. Causar emoción, sentimiento intenso, interés expectante o ansiedad a una persona.. conmover el ánimo

Ejemplos con la palabra Emociona

Se emociona.
Esta hoja de un laurel que aún me emociona.
La vista de una libra esterlina los emociona.
Ver ejemplos de oraciones con la palabra emociona

Errores ortográficos comunes para emociona

Palabras más comunes que riman con emociona


Persona, Persona, Persona, Zona, Corona, Corona, Corona, Corona, Funciona, Funciona, Proporciona, Proporciona, Pamplona, Menciona, Menciona, Abandona, Abandona, Relaciona, Relaciona, Perdona, Perdona, Tarragona, Tarragona, Hormona, Hormona, Patrona, Reacciona, Reacciona, Bayona, Condiciona, Condiciona, Girona, Casona, Casona, Ocasiona, Ocasiona, Letona, Cuestiona, Cuestiona, Lona, Ramona, Ramona, Campeona, Campeona, Campeona, Mona, Reflexiona, Reflexiona, Evoluciona, Evoluciona, Selecciona, Selecciona, Leona, Burlona, Burlona, Silicona, Silicona, Cardona, Cardona, Sazona, Sazona, Presiona, Presiona, Anfitriona, Gestiona, Gestiona, Impresiona, Impresiona, Simona, Soluciona, Soluciona, Escalona, Escalona, Escalona, Escalona, Pinzona, Anglosajona, Testosterona, Matrona, Dona, Dona, Dona, Emociona, Emociona, Nipona, Nipona, Intentona, Intentona, Azcona, Barahona, Barahona, Traiciona, Traiciona, Apasiona, Apasiona, Neurona, Neurona, Sanciona, Sanciona, Metadona,

Palabras que riman con emociona


Poemas con la palabra emociona

A Rosario

-- de Manuel Acuña --

Esta hoja arrebatada a una corona
que la fortuna colocó en mi frente
entre el aplauso fácil e indulgente
con el primer ensayo se perdona.

Esta hoja de un laurel que aún me emociona
como en aquella noche, dulcemente
por más que mi razón comprende y siente
que es un laurel que el mérito no abona.

Tú la viste nacer, y dulce y buena
te estremeciste como yo al encanto
que produjo al rodar sobre la escena.

Guárdala y de la ausencia en el quebranto
que te recuerde de mis besos, llena,
al buen amigo que te quiere tanto.

el ángelus

-- de Julio Herrera Reissig --

Salpica, se abre, humea, como la carne herida,
bajo el fecundo tajo, la palpitante gleba;
al ritmo de la yunta tiembla la corva esteva,
y el vientre del terruño se despedaza en vida.

Ímproba y larga ha sido como nunca la prueba...
La mujer, que afanosa preparó la comida,
en procura del amo viene como abstraída,
dando al pequeño el tibio, dulce licor que nieva.

De pronto, a la campana, todo el valle responde:
la madre de rodillas su casto seno esconde;
detiénese el labriego y se descubre, y arde

su mirada en la súplica de piadosos consejos...
Tórnanse al campanario los bueyes. A lo lejos
el estruendo del río emociona la tarde.



Poetisa del día

Poeta del día

© Todos los derechos reservados Buscapalabra.com

Ariiba